joyeria artesanal

Sobre mí

Significado

El nombre de “Duo.vitas” es una construcción personal e inventada en la que fusiono dos palabras latinas (“duo” -dos- y “vitas” -vidas-). Este concepto me recuerda siempre la finalidad de mi proyecto. Otorgar “Dos Vidas” a cada elemento que encuentro en la naturaleza a punto de desaparecer. Una segunda vida inmortalizada en una joya. Su belleza no se perderá y podrá ser admirada como merece.

Este proyecto ha nacido y crecido respetando, reciclando y valorando la naturaleza que nos rodea. Todas las piezas son hechas a mano de principio a fin, en un modesto taller situado en mitad de los campos de Castilla-La Mancha (Toledo), España. Diseñadas, creadas y presentadas por Teresa Gil (izquierda). Licenciada en Bellas Artes en Madrid y apasionada por la naturaleza.

Valores éticos

Los elementos naturales contenidos en las piezas no han sido modificados con pintura ni otras sustancias artificiales. Creo que la naturaleza es hermosa en esencia y no necesita ser “mejorada”. Me esmero por guardar la belleza que el mundo natural nos muestra y poder conservarla en una sencilla “joya”. Intento ofrecer una segunda oportunidad a las flores y hojas que se iban a marchitar.

 Vivo en la naturaleza y la amo y respeto profundamente, por encima del éxito de este proyecto. Mi tienda es sostenible y se basa en el simple reciclaje del entorno. Es un mero tributo a la naturaleza.

Deseo alejarme del oro, los diamantes y las piedras preciosas que tanto deslumbran en esta sociedad. Que ciegamente persigue sin ver las humildes maravillas que existen.

Proceso de creación

Todo el proceso lo realizo 100% a mano, con toda la paciencia y cariño del mundo. 

La mayoría de los elementos los recojo en los bosques y campos abiertos. Los manipulo con mucho cuidado para posteriormente prensarlos y dejarlos secar de manera natural. Unas semanas después, ya secos, les aplico unos barnices con protección Ultravioleta para que el elemento no se dañe con el sol. Después diseño la composición y defino su contorno, moldeando el alambre plateado que las bordea. Cubro la pieza con resina transparente hasta quedar sumergida y sin ninguna burbuja. Más tarde, la pulo y abrillanto, de manera que queda suave al tacto y completamente transparente.

Creo que las delicadas piezas que diseño con Duovitas, constituyen un regalo único y sentimental, ideal para los amantes de la naturaleza.

Sígueme en mi cuenta de Instagram si quieres ver fotos de mis paseos por el campo, de las maravillas que voy encontrando, de las piezas nuevas y sus procesos, ofertas… Estaré encantada de contactar contigo!

 

Puedes conectar conmigo tambíen por Facebook!